VAC Arquitectura
Portal de Arquitectura de la Comunidad Valenciana

 Hotel Barceló.

 
Ubicación: Esquina Avda. de Francia – Calle Padre Tomás Montañana. Valencia
Arquitecto: FONT+MESTRE arquitectos (Pepe Font Jiménez y Curro Mestre Jordá)
Colaboradores: Pilar Pozo, Miguel García, Ana Beltrán, Eva Sanjuan, Luis Carretero
Arquitecto técnico: Manuel Royo Salom
Constructor: Clásica Urbana
Ingeniería: Terradez ingenieros
Control de calidad: Horaing S.A.
Promotor: GM KAPITAL S.L.
Superficie: 16.545 m2
Año proyecto: 2003
Año construcción: 2006

El emplazamiento del Hotel Barcelo presenta una situación especial. Ubicado en la esquina de la Avda. de Francia con la c.Padre Tomás Montañana adquiere una presencia respecto al frente del río Turia que nunca se verá alterada.
La primera decisión importante de Proyecto viene condicionada por aspectos puramente normativos, el Planeamiento donde se ubica el edificio es muy rígido en lo referente a la volumetría del edificio, que a su vez generaba cierta contradicción con los condicionantes de uso que impone el uso al que se iba a destinar el edificio.

Las necesidades del uso obligaba a una altura entre forjados que reducía el número de plantas del edificio, este aspecto junto a la configuración volumétrica del edificio definida por el Planeamiento con una diferencia de plantas entre los dos frentes , obligó a platear un Estudio de detalle que por un lado nos permitía recuperar parte de la edificabilidad perdida y a su vez algo que nos parecía más importante como era el poder configurar el volumen del edificio como un volumen único en alturas, configurando de esta manera un frente unitario y rotundo con continuidad con el resto del frente de la Avda. de Francia.

La imagen exterior del edificio era un aspecto importante, tanto por su condición de ‘edificio público’ como por a su ubicación urbana.
Por un lado el edificio no debía de pasar desapercibido, además su ubicación hacía imposible que este lo hiciera. Ahora era necesario plantearse que tipo de respuesta se daba al lugar.,consideramos que el lugar ya tenía suficientes ‘hitos’ como para convertir nuestro proyecto en uno más, y a su vez sumado a la arquitectura espectáculo que tenemos en las proximidades, nos hizo plantearnos que la imagen del edificio debía resolverse con contundencia y elegancia, depurando y aprovechando al máximo las condiciones volumétricas de este.

La elección del material de fachada era fundamental para apoyar la imagen del edificio, así la opción de una fachada ventilada resuelta con tablero de resinas en la zona de habitaciones nos ofrecía trabajar por un lado con dimensiones de gran formato y a su vez que el color nos permitiera ‘camuflar’ las juntas entre piezas para poner más en valor las condiciones volumétricas de elemento puro, aristado del cuerpo superior. Mientras el cuerpo inferior, correspondiéndose con las zonas más públicas del Hotel, se resuelve con un cerramiento de vidrio cuyo despiece continua el despiece del cuerpo superior, pero adaptándolo a las condiciones dimensionales del material.

El despiece del cuerpo superior responde a una intención clara de intentar resolver la fachada con el mínimo de elementos posibles, a la vez que intentando aprovechar al máximo el material, por ello se dividió en tres piezas el formato máximo de placa, obteniendo de esta manera una pieza que se corresponde con el hueco de habitación, otra pieza que resuelve la diferencia entre forjados y un pieza menor que dispuesta girada respecto al resto de piezas genera un ritmo en el plano de fachada gracias a las diferentes condiciones de reflexión que da en función de las características lumínicas del día.

Todo el trabajo de proyecto y diseño del Hotel se ha realizado en el estudio, garantizando de esta manera una coherencia de Proyecto que nace de lo general a lo particular.
Cada una de los elementos ha sido cuidadosamente diseñado y pensado con el fin de que ningún elemento adquiera más protagonismo que otro.
Pensamos que, en general cualquier Proyecto, pero aún con más razón un Proyecto de estas características no puede desvincular la ‘arquitectura’(contenedor) del detalle(contenido), o lo que en el lenguaje de la calle se denomina “interiorismo”.
Todo en el Proyecto debe ir de la mano con el fin de que el contenedor no se desvirtúe por el contenido, y en la realización de este Proyecto esta ha sido una de las premisas con más peso.

El acceso desde la calle se ubica en el frente de la Avda. de Francia, unos prismas de color retroiluminados marcan un ritmo en planta baja buscando el contraste con la aparente imagen de seriedad del acabado del cuerpo de habitaciones, a su vez estos elementos de color son los encargados de ‘compartimentar’ los espacios de estar ubicados en el hall del Hotel, en la primera planta los elemento de color vuelven a aparecer pero perdiendo su condición de volumen y disponiéndose como elementos planos, que en paralelo a la fachada de vidrio permiten desde el exterior seguir leyendo el ritmo definido en planta baja y a su vez protegen el interior de la orientación sur.

El color tanto la planta baja se emplea como elementos de referencia, de compartimentación e incluso como elementos de señalización.
El vidrio es el elemento soporte del color, el resto de materiales empleados son el acero inoxidable y paneles acústicos de madera.
El falso techo de las dos plantas inferiores se resuelven con un falso techo de lamas de madera desmontables, que garantiza el mantenimiento de las diferentes instalaciones así como un garantiza el control de la acústica de los espacios públicos, y a su vez se convierte en un ‘pentagrama’ en el que se organizan todas las instalaciones que pasan desapercibidas en el conjunto del techo.

Las plantas de habitaciones se distribuyen a través de un corredor central, que da servicio a habitaciones a ambos lados. Estas se han proyectado con dos zonas claramente diferenciadas, un zona previa que integra el espacio del baño con la zona de armario, funcionando a modo de vestidor, que se separa mediante una gran corredera del espacio de la zona de dormir. El hueco que exteriormente se lee dentro de una seriación del conjunto de la fachada, pasa a adquirir interiormente gran protagonismo por sus dimensiones, una hoja única de 1,80×1,80m. enmarca las vistas exteriores.
El diseño de las habitaciones se caracteriza por un mobiliario que flota, diseñado con el fin de liberar el plano del suelo y facilitar así las labores de mantenimiento de las habitaciones.

Los materiales empleados en las habitaciones se caracterizan por el empleo de dos maderas, el wenge y el arce, mientras que un gres porcelánico de color oscuro resuelve la zona del baño.
Toda la iluminación se ha diseñado o elegido integrándose en el concepto general de la habitación.

En la planta superior, retranqueada del plano de fachada por cuestiones de normativa, alberga un spa y un gimnasio, que se caracterizan por estar delimitados por planos de vidrio que permiten unas generosas vistas del conjunto de la ciudad y sus alrededores.

Todos los derechos reservados © VAC Arquitectura 2012.
Los derechos de las fotografías pertenecen a los fotógrafos especificados en cada artículo o a VAC Arquitectura, y no pueden ser reproducidas por ningún medio sin la autorización explícita de estos. Aviso legal

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies